Rusia advierte que derribará cualquier misil norteamericano contra Siria

El embajador ruso en Líbano, Alexánder Zasypkin, ha afirmado que todo misil estadounidense lanzado contra territorio sirio será derribado.

“Si hay un ataque de los estadounidenses, entonces… los misiles serán derribados, incluso los sitios desde donde se dispararon los misiles”, indicó Zasypkin al canal de televisión al-Manar de Hezbolá, según informa Reuters.

La declaración del diplomático se da en medio de preocupaciones por una posible intervención militar de Washington en territorio sirio, luego de un supuesto ataque químico que se reportó en Duma (Guta Oriental, Siria) el pasado 7 de abril.

“Para EE.UU. no se requiere ninguna investigación”

Este martes, EE.UU. y otros países del Consejo de Seguridad se negaron a adoptar un proyecto de resolución propuesto por Rusia para el envío de expertos de la Organización para la Prohibición de Armas Químicas (OPAQ) a la ciudad de Duma, con el fin de investigar lo ocurrido en esa zona el pasado miércoles.

El representante permanente de Rusia ante la ONU, Vasili Nebenzia, lamentó esta decisión. “El hecho de que no hayan adoptado esta resolución dice que, desafortunadamente, para mis socios y colegas estadounidenses no se requiere ninguna investigación”, señaló Nebenzia.

“Una vez más, les pediría que se abstengan de esos planes que puedan tener en Siria […] Podemos estar al borde de eventos muy, muy tristes y difíciles”, acotó el diplomático ruso.

  • El presidente estadounidense Donald Trump se reunió este lunes con los altos mandos militares del país para tomar una decisión respecto al “horrible ataque”, afirmando que todos los responsables “pagarán un precio”.
  • Sin embargo, Nebenzia declaró que no está confirmado que en Duma se emplearan sustancias químicas prohibidas, pues las muestras recopiladas en el sitio por especialistas rusos no indicaron la presencia de ninguno de los compuestos tóxicos presuntamente utilizados.

Rusia ha advertido que derribará cualquier misil que Estados Unidoslance contra Siria, en su posible represalia por el ataque con armas químicas de las fuerzas de Assad contra un enclave rebelde. Moscú afirma que no quiere un «enfrentamiento directo» con EE.UU., pero atacará no solo cualquier misil que este dispare contra sus aliados sirios sino también las bases desde donde se lancen.

La amenaza ha partido del embajador ruso en el Líbano, que añadió que Moscú está dispuesto a abrir negociaciones para evitar el enfrentamiento con Washington. El debate sobre el uso de armas químicas en Duma se encendió este martes en Naciones Unidas entre aliados y detractores del régimen sirio, mientras la Administración Trump perfilaba los preparativos militares y diplomáticos para lanzar un ataque de represalia.

Según los servicios humanitarios sirios, en el ataque de Duma con armas químicas murieron al menos 60 personas, y otras 500 están siendo tratadas por «síntomas de exposición a sustancias tóxicas», según informó la Organización Mundial de la Salud (OMS). Tanto Damasco como Moscú han rechazado las informaciones como «falsas», y las autoridades rusas han advertido que un ataque norteamericano «solo servirá para desestabilizar aún más» la situación en Siria, que ha superado los siete años de guerra.

En este articulo